Los dedos del diablo (Clathrus archeri)


Este singular hongo basidiomiceto de origen australiano tiene un aspecto muy particular. A simple vista parece salido de la mente del genial H.R.Giger, pero es obra de la naturaleza, pueden quedarse tranquilos. Conocido como Dedos de Diablo (devil's fingers) posee de 4 a 8 brazos de color rojo que parecen tentáculos,  huele a carne en descomposición y no es comestible. Una maravilla de la naturaleza.

Fue descubierto por primera vez en Europa en 1914 en Francia y se sospecha que fue introducido durante la Primera Guerra Mundial por medio de las esporas fijadas a los caballos de los soldados australianos o en sus botas.Hoy está distribuido en todas las regiones de la Cornisa Cantábrica y Galicia en España, y también en el norte de Italia, Eslovaquia, Sajonia y Bélgica.

En América se lo puede encontrar, también introducido desde Oceanía, en praderas de altura en Colombia. Este carpóforo posee una gleba que recubre toda o casi toda su superficie y se lo suele encontrar en los prados húmedos u orillas de ríos.
 

 

 

Autor