¿Que hacer si tu gato sufre una asfixia?



 

La asfixia puede ser potencialmente mortal para tu gato. El objetivo principal ante un caso de asfixia es limpiar las vías respiratorias. Los síntomas más frecuentes de asfixia son: dificultad para respirar, lengua azulada y pérdida de conocimiento. Los siguientes consejos pueden ayudarte a salvar la vida de tu mascota.


Limpiar las vías respiratorias

Paso 1: Acércate a tu gato con cuidado. Si lo notas nervioso o ansioso, intenta inmovilizarlo.

 


                 Paso 2 y 2a

 

Paso 2: Coloca una mano sobre la cabeza del gato de manera que el pulgar y el dedo índice caigan justo por detrás de los caninos largos (colmillos). Si el gato se resiste continúa con el paso 2d.

Paso 2a: Inclina suavemente la cabeza del gato hacia atrás apuntando su nariz hacia arriba. Empuja el pulgar hacia el índice para abrir su boca.

 


Paso 2b: Con cuidado, tira de la lengua del gato. Si puedes ver el objeto, trata de extraerlo con los dedos o una pinza de puntas (a no ser que el objeto sea una aguja).

Paso 2c: Si el objeto es una aguja y está incrustado profundamente en el paladar del animal, lleva al gato a un veterinario inmediatamente .

Paso 2d: Si no puedes eliminar el objeto (y este no es una aguja), recoge el gato agarrando sus patas traseras, y muévelo enérgicamente tratando que el objeto que esta produciendo la asfixia salga de la garganta/tráquea.

Paso 2e: Si el objeto todavía esta atorado, coloca las palmas de las manos detrás de la última costilla a ambos lados del abdomen, y presiona las palmas juntas rápidamente tres o cuatro veces. Si el objeto sigue atrapado, repite este procedimiento.

Paso 3: Si no puedes quitar el objeto, lleva al gato inmediatamente a un veterinario.

Paso 4: Si has podido quitar el objeto, pero el gato no está respirando y aun se sienten los latidos del corazón (puedes comprobarlo colocando los dedos 2,5 cm detrás del codo del gato o en el centro de su pecho), deberás practicarle respiración artificial.


Respiración artificial de un gato

Paso 5: Si el corazón del gato no late, sigue con el paso 6.

Paso 5a: Gira el gato hacia un lado.


Paso 5b
Paso 5b: Extiende la cabeza y el cuello. Manten la boca del gato y los labios cerrados y sopla con firmeza en sus fosas nasales. Administrar una respiración cada tres a cinco segundos.

Paso 5c: Después de diez segundos, detente y mira el pecho del animal para determinar si el gato está respirando por sí mismo.

 


Paso 5d: Si el gato sigue sin respirar, continuar la respiración artificial.

Paso 5e: Transportar el gato al veterinario inmediatamente y continuar la respiración artificial en el camino, o hasta que el gato pueda respirar sin ayuda.


Reanimación Cardiopulmonar para un gato (RCP)

Paso 6: Si el corazón del gato no está latiendo, lleva a cabo una reanimación cardiopulmonar .

Paso 6a: Gira el gato hacia un lado.

Paso 6b: Pónte de rodillas frente a la cabeza del gato.
 

Paso 6c y 6d
Paso 6c: Toma al gato por su pecho para que su esternón descanse en la palma de tu mano, el pulgar se ubica en un lado del pecho y los dedos en el otro. Tu pulgar y los dedos deben ubicarse justo en el centro del pecho.

Paso 6d: Comprime el pecho del gato presionando firmemente con el pulgar y los dedos simultáneamente.

 


Paso 6e: Cada de 30 segundos, sopla con firmeza en sus fosas nasales, manteniendo su boca cerrada.

Paso 6f: Después de cada minuto, detente y mira el pecho del gato para ver si respira.

Paso 6 g: Si el corazón del gato no late aun, continúa con la RCP. Si el corazón comienza a latir, pero el gato sigue sin respirar, vuelve al paso 5b para continuar la respiración artificial.

Ultimo paso: Transporta el gato al veterinario inmediatamente. La RCP o respiración artificial se deben continuar durante el camino al médico o hasta que el gato comience a respirar  y su corazón lata sin ayuda.

 

Las ilustraciones pertenecen a Publications International, Ltd
 

Paulo Colombres Lecuona para LaReserva.com

Blogs, foros y otros sitios que reproducen esta información: Gracias por citar la fuente original.