Las sorprendentes medusas “huevo frito”



Existen en la naturaleza dos especies de medusas que tienen la singular denominación de "huevo frito": la Phacellophora camtschatica y la Cotylorhiza tuberculata. Ambas difieren en tamaño y ubicación del planeta pero su aspecto semeja casi a la perfección la forma de un huevo frito. Fascinante.

 

Phacellophora camtschatica: es una gran medusa, con una campana de hasta 60 cm de diámetro y sus filamentos puedo llegar hasta los 6 metros de largo. Tradicionalmente se ha incluido la especie en la familia Ulmaridae, pero ahora se considera el único miembro de la familia Phacellophoridae.

Esta especie de agua fría se puede encontrar en casi todos los océanos del mundo. Se alimenta principalmente de pequeños zooplancton que atrapa con sus filamentos.

 

Cotylorhiza tuberculata: Se la conoce con el nombre de “aguacuajada” o medusa del Mediterráneo. Es de la familia Cepheidae y se encuentra en aguas del Mediterráneo, el mar Egeo y el mar Adriático. Alcanza hasta 15 cm de diámetro, siendo el máximo registrado de 25 cm. Su campana es suave, rodeada por un anillo de pequeños tentáculos morados dispuestos en forma de círculo. Los lóbulos marginales son alargados y subrectangulares. Cada brazo se bifurca de la boca hasta cerca de su base. Además de algunos apéndices más grandes que hay muchos cortos, en forma de maza que llevan los extremos en forma de discos.

La picadura de esta medusa, al igual que la de su pariente, tiene muy poco efecto o ninguno en el hombre.