¿Qué es el Fracking?



Es una técnica para aumentar la extracción de gas o petróleo del subsuelo inyectando en el terreno algún material a presión (generalmente arena o agua con productos químicos) para ampliar las fracturas existentes en el sustrato que encierra los compuestos orgánicos. Dado el  enorme consumo de agua que esta técnica conlleva,  sumado a que junto a la arena se adicionan compuestos químicos (para favorecer la disolución de la roca) que contaminan los acuíferos subterráneos y el terreno, esta técnica es considerada sumamente peligrosa para el medio ambiente.

La también llamada fractura hidráulica aporta al medio ambiente lo siguiente:

  • Emisiones a la atmósfera de contaminantes (metano y cloruro de potasio)
  • Contaminación de aguas subterráneas
  • La fuga de fluidos de facturación y el vertido incontrolado de aguas residuales

Autor