Un hotel para los amantes de la naturaleza



El TreeHotel se encuentra a 60 kilómetros al sur del círculo polar ártico, en plena Laponia sueca. Sus 5 habitaciones, con excelentes vistas al río Lule, tienen una particularidad: todas se ubican  entre los árboles  a 4.6 metros por encima del suelo. El hotel está construido a partir de materiales ecológicos. Las habitaciones poseen nombres y diseños singulares: el nido de pájaro, el cono rojo, la cabina, el cubo de espejos y el OVNI.

Cubo de espejos tiene la finalidad de camuflarse entre los árboles. Sus paredes reflejan el  bosque circundante. Tiene un tamaño de 4 metros cúbicos,  su estructura posee un marco de aluminio alrededor del tronco de un árbol. Cubo espejo ofrece un excelente alojamiento para dos personas.
 

El OVNI, de 30 metros cuadrados, está diseñado para cuatro personas (dos adultos y dos niños), posee una habitación, un salón y un baño.
 

El Nido de pájaro se mimetiza al extremo con el entorno. El exterior simula un gran nido de aves y su interior, para una familia de 4 integrantes, combina el confort con la calidez de la madera.
 

La cabina es una plataforma con vistas al río Lule a la que se accede mediante un puente vertical entre los árboles. Posee 24 metros cuadrados. Está diseñado para dos personas.
 

El cono rojo, la habitación menos atractiva visualmente, se basa en la simplicidad y la accesibilidad, tanto en términos de materiales como en términos de diseño. La habitación posee una rampa apta para recibir turistas con discapacidad motriz. Posee 22 metros cuadrados.
 

 

Autor