Vuelve a crecer una planta (del Pleistoceno) recuperada del permafrost siberiano

Un equipo de científicos rusos afirma que han “revivido” una planta de la era del Pleistoceno, que existía en nuestro planeta hace 32.000 años. La semilla fue recuperada del excremento de una ardilla encontrada en el permafrost.

El equipo liderado por Svetlana Yashina y David Gilichinsky de la Academia de Ciencias de Rusia publicarán sus hallazgos en la revista PNAS en breve. Las semillas pertenecen a la especie Silene stenophylla y en la actualidad las plantas se encuentran en plena floración, un hecho histórico en la paleobotánica.

El permafrost siberiano podría tener una reserva de vida genética antigua, que podría preservarse e hipotéticamente revivir en el futuro.

Este singular hecho la convierte en la planta más antigua que se haya cultivado a partir de tejidos encontrados en el hielo. El récord anterior se cultivó a partir de semillas de palmera datilera de 2.000 años recolectadas en la fortaleza de Masada, cerca del Mar Muerto en Israel.

La datación por radiocarbono ha confirmado que las semillas tienen 31.800 años. El descubrimiento de 70 madrigueras de hibernación de ardillas a lo largo de la orilla del río bajo Kolyma, en el noreste de Siberia, dio lugar a miles de muestras de semillas de varias plantas. Las madrigueras se encontraron a una profundidad de 20 a 40 metros y contenían restos de grandes mamíferos como los mamuts.

Los científicos pudieron volver a cultivar nuevos especímenes a partir de material vegetal antiguo porque las madrigueras se cubrieron rápidamente con hielo y han permanecido congeladas continuamente desde entonces, lo que evitó la degradación del permafrost.

Desafortunadamente, Glichinsky murió de un ataque al corazón el sábado pasado.

Eske Willerslev, experto en ADN de la antigua Universidad de Copenhague, dijo que el hallazgo era "plausible en principio", dadas las condiciones del permafrost. Pero la afirmación depende de que la fecha del radiocarbono sea correcta: "Todo depende de eso; si hay algo mal allí, todo se puede desmoronar".

Si la afirmación es cierta,posiblemente otras especies antiguas puedan “resucitar” del permafrost, incluidas especies vegetales que se han extinguido hace mucho tiempo.

Fuente: https://www.nytimes.com/2012/02/21/science/new-life-from-an-arctic-flower-that-died-32000-years-ago.html

Autor