Atrapando el sol

Las crías de foca pía, foca arpa o foca de Groenlandia (Pagophilus groenlandicus) nacen con un pelaje largo y blanco que les ayuda a absorber la luz solar y mantenerse calientes mientras aún están desarrollando la grasa que los protege del frío. Las crías pierden su pelaje blanco después de aproximadamente tres semanas de edad. Cuando son adultos su pelaje es de color gris y el rostro es de color negro.

Autor