La variante Omicron evade la neutralización de anticuerpos

De acuerdo a lo informado por la revista Nature, la variante Omicro escapa a la mayoría de los anticuerpos monoclonales terapéuticos y, en gran medida, a los anticuerpos provocados por la vacuna. Sin embargo, Omicron permanece neutralizado por los anticuerpos generados por una dosis de vacuna de refuerzo.

Esta variante se identificó por primera vez en noviembre de 2021 en Botswana y Sudáfrica. Desde entonces se ha extendido a muchos países y se espera que se convierta rápidamente en dominante en todo el mundo.

El linaje se caracteriza por la presencia de aproximadamente 32 mutaciones en el pico, ubicadas principalmente en el dominio N-terminal (NTD) y el dominio de unión al receptor (RBD), que pueden mejorar la aptitud viral y permitir la evasión de anticuerpos.

La investigación analizó un virus Omicron en Bélgica, de un viajero que regresaba de Egipto. Se examinó su sensibilidad a 9 anticuerpos monoclonales (mAb) clínicamente aprobados o en desarrollo y a los anticuerpos presentes en 115 sueros de receptores de la vacuna COVID-19 o individuos convalecientes. Omicron fue total o parcialmente resistente a la neutralización por todos los mAb probados.

Los sueros de los receptores de la vacuna Pfizer o AstraZeneca, muestreados 5 meses después de la vacunación completa, apenas inhibieron Omicron. Los sueros de pacientes convalecientes de COVID-19 recolectados 6 o 12 meses después de los síntomas mostraron una actividad neutralizante baja o nula contra Omicron.

La administración de una dosis de refuerzo de Pfizer, así como la vacunación de individuos previamente infectados, generó una respuesta neutralizante anti-Omicron, con títulos de 6 a 23 veces más bajos contra Omicron que contra Delta.

El estudio fue precedido por los investigadores: Delphine Planas , Nell Saunders y Piet Maes entre otros científicos.

Otro estudio realizado por investigadores de Columbia, en colaboración con científicos de la Universidad de Hong Kong, agrega más evidencia de que la variante omicron puede evadir la protección inmune conferida por las vacunas y la infección natural y sugiere la necesidad de nuevas vacunas y tratamientos que anticipen cómo el virus pronto puede evolucionar.

El estudio fue dirigido por David Ho , MD, director del Centro de Investigación del SIDA Aaron Diamond y el Colegio de Médicos y Cirujanos Vagelos de la Universidad de Columbia. Los hallazgos también fueron publicados en Nature .

Una característica sorprendente de la variante omicron es la alarmante cantidad de cambios en la proteína del pico del virus que podrían representar una amenaza para la efectividad de las vacunas y anticuerpos terapéuticos actuales.

El nuevo estudio probó la capacidad de los anticuerpos generados por la vacunación para neutralizar la variante omicron en ensayos de laboratorio que enfrentaron anticuerpos contra virus vivos y contra pseudovirus construidos en el laboratorio para imitar omicron.

Los anticuerpos de personas doblemente vacunadas con cualquiera de las cuatro vacunas más utilizadas (Moderna, Pfizer, AstraZeneca, Johnson & Johnson) fueron significativamente menos efectivos para neutralizar la variante omicron en comparación con el virus ancestral. Los anticuerpos de individuos previamente infectados fueron incluso menos propensos a neutralizar omicron.

Es probable que las personas que recibieron una inyección de refuerzo de cualquiera de las dos vacunas de ARNm estén mejor protegidas, aunque incluso sus anticuerpos exhibieron una actividad neutralizante disminuida contra omicron.

"Los nuevos resultados sugieren que las personas previamente infectadas y las personas completamente vacunadas corren el riesgo de contraer la variante omicron", dice Ho.

Descargar pdf https://media.nature.com/original/magazine-assets/d41586-021-03827-2/d41586-021-03827-2.pdf

Autor